El proceso de elección de ERP en una empresa suele ser uno de los primeros pasos para la digitalización de la misma, sin embargo a veces es común que se cometa algún error o se incurra en una mala elección…

Introducir un programa de gestión integral o ERP (Enterprise Resource Planning) es ahora muy común, pues se ha vuelto una necesidad. Las empresas disponen cada vez de mayor flujo de información a tratar y a administrar y algunas lo hacen de forma manual o con diferentes sistemas informáticos que no están integrados entre ellos, tornando el ejercicio realmente caótico.

Ante un mercado tan competitivo y desafiante, las empresas deben ser capaces de tomar decisiones estratégicas, de forma ágil y casi que inmediata, sin importar su tamaño (pyme, mediana o gran empresa).

Pero ¿qué ocurre cuando elegimos mal el ERP de la empresa? Veamos más a fondo…

Proceso de elección de ERP: Errores frecuentes a evitar

Seleccionar el software ERP es uno de los procesos más importantes que traerá grandes consecuencias en tu empresa, por ello es un movimiento estratégico que que debe ser liderado por el Director General de la compañía y no delegarlo simplemente a algún departamento de la empresa.

Te sugerimos una serie de consejos para prevenir caer en errores a la hora de elegir un ERP.

1. Recopila toda la información necesaria

Deberás tener muy presente cuáles son los requisitos para llevar a cabo un ERP. El primer error que se comete es no tener una idea clara de qué es un ERP o qué características y alcances deben buscarse con este.

2. Escucha a tu equipo

Un ERP debe integrar casi la totalidad de trabajadores, por ello es fundamental que escuches, discutas y evalúes con tu equipo las dimensiones de esta implementación.

3. Analiza muy bien

Un error común es no realizar un análisis pormenorizado a la hora de implementar el ERP.

La falta de un análisis previo, tanto de nuestras necesidades como de los requerimientos críticos de tu negocio, puede llevarte al error típico que supone seleccionar un software inadecuado.

4. Presupuesta correctamente

No presupuestar adecuadamente el proyecto también es un error asiduo. En muchas ocasiones se subestiman los gastos involucrados para implementar la totalidad del proyecto y esto puede acarrear grandes frenos al proyecto. También suelen existir frustraciones con el tiempo de implementación.

Pide siempre claridad para el aspecto económico y de tiempo.

5. Dispone de un Departamento de Tecnología capacitado

Un ERP puede ser una muy buena herramienta, pero si no se cuenta con un buen equipo técnico que lo soporte y mejore, las incidencias se acumularán y esto irá en detrimento de los procesos. Si es necesario capacitar, no escatimes en este aspecto.

6. Mantén una buena comunicación con el proveedor

La comunicación con el proveedor es fundamental, cerciórate de que el soporte que pueda brindarte no tenga condicionamientos.

Proceso de elección de ERP: ¿Qué más debo saber?

La elección de un ERP suele requerir de una inversión inicial que debe también presuponer una curva de aprendizaje y de alineación de la empresa al sistema.

Ahora bien, existen complementos tecnológicos fundamentales que harán que tu empresa logren proyectarse más allá…

Conoce a SIGAMOS, un sistema de gestión para la distribución y ventas que te traerá grandes ventajas, disminuyendo tiempos y costos, generando una mayor rentabilidad y una buena imagen de su marca.

Si ya superaste el proceso de elección de ERP y ahora buscas dar el paso definitivo para consolidar tu empresa, SIGAMOS es la solución.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp WhatsApp